Orientación Profesional: Errores en el perfil digital

Estoy buscando alternativas profesionales dado que en mi actual posición no hay futuro. Sin embargo no consigo avanzar en los procesos. Creo que es debido a que cometí errores en mi perfil digital que ahora estoy pagando. ¿Cómo corregirlos? ¿Qué errores no debería cometer? Livio L. (Valladolid)

No tengas ninguna duda tu perfil digital puede ser clave en tu trayectoria profesional futura.

Hoy ningún reclutador avanza en el proceso de selección con un candidato sin haber revisado previamente su perfil en las redes sociales. Es probablemente una certeza el hecho de que el 99% de los reclutadores revisan los perfiles digitales de los candidatos en las redes sociales más comunes antes de tomar una decisión sobre su posible contratación.

Dicho esto tengo que decirte que no soy un especialista digital. Por ello no tengo muy claro lo que debes de hacer para corregir los errores de los que tú mismo eres consciente. Evidentemente he revisado tu perfil y hay algunas cosas que deberías hacer desaparecer o minimizar pero, en todo caso, puede ser interesante que contactes en un especialista en la materia.

Respecto a los errores que no conviene cometer sí que considero que puedo aportarte valor tanto a ti como a todos los profesionales que no han tomado en consideración aspectos que integrados en su “huella digital” pueden llegar a ser un “hándicap real” para su desarrollo profesional. La primera y la más básica es la de cuidar el lenguaje, su contenido y la ortografía con la que expresas. Simplemente creo que es conveniente que sepas que una gran parte de los reclutadores consideran que el uso incorrecto del lenguaje refleja un bajo nivel cultural, poca madurez y nulo criterio.

Dicho esto conviene evitar:

  • Las fotos y cualquier tipo de contenido relacionado con la sexualidad: El 44% de los reclutadores lo ven preocupante y por ende un foco rojo en tu perfil como candidato/a. Antes de publicar una foto de ti pregúntate: ¿Le enviaría esta foto a mi jefe en un email?
  • Incorporar consideraciones o argumentos políticos o ideológicos: De política y religión, es mejor mantenerse alejado de estas discusiones, sobre todo si defiendes a un candidato o un político a capa y espada. Mejor reserva tus puntos de vista radicalísimos para una charla con los amigos.
  • Las críticas o burlas personales a tu entorno. Recomendación válida tanto para los entornos profesionales como personales. En un momento de crisis, puede ser muy satisfactorio o incluso relajante hablar de los demás, pero nadie va a contratar a personas que se muestran como generadores de conflictos.
  • Usar la red para manifestar opiniones negativas de terceras personas: Las redes sociales no son el lugar para que hables mal de alguien, no sólo de tus compañeros de trabajo, tampoco de tus problemas personales, ni relaciones de pareja ni de familia, pues esto habla mal de tus habilidades como persona, incluso de la lealtad.
  • No ser objetivo en la visión de ti mismo, de tus competencias y cualidades: No importa que en realidad lo seas, no puedes andar por la vida creyendo que nadie te merece, que lo haces todo tu solito, que nadie se compara con tus habilidades. No, eso no habla de que sepas trabajar en equipo.

Toma en consideración que los profesionales del reclutamiento (salvo casos muy excepcionales) trabajan sobre seguro. Ello significa que, sea cual sea el motivo por el que contactan contigo o responden a tu oferta como candidato, su objetivo no es otro que atender las demandas de su cliente. Ellos necesitan cubrir una posición  para un cliente de forma rápida y adecuada y tú quieres crecer en tu carrera profesional. Por tanto sois aliados o lo que es lo mismo vuestro interés es común. No pongas barreras en esta relación.

Livio… espero que estas orientaciones te sean de utilidad. Te invito a acceder a otros contenidos publicados en este mismo bloque de mi blog como http://pauhortal.net/blog/orientacion-profesional-se-mas-visible/


Si deseas recibir orientación sobre tu trayectoria profesional accede al apartado Orienta de este blog.


Deja un comentario